Hay que “ayudar a la candidatura de Vázquez", dijo Mujica

El presidente reconoció que su gobierno marcha a 30 km/h y como autocrítica dijo que fue “muy bueno al principio”. También habló de la "unidad" del FA.

26 de febrero de 2013, 16:37hs

 

En una entrevista que publica El Correo Socialista en su edición de febrero, el presidente José Mujica se pronunció a favor de la candidatura del ex mandatario, Tabaré Vázquez, para las próximas elecciones nacionales de 2014.

Consultado sobre la posibilidad de que el Frente Amplio se mantenga en el gobierno por un tercer período consecutivo y si considera que con la candidatura de Vázquez alcanza para lograr ese objetivo, Mujica respondió de forma breve pero contundente: “Hay que ayudar a la candidatura de Tabaré Vázquez, hay que ayudarla”.

El presidente no profundizó en su apoyó a Vázquez, pero habló la unidad que necesita el Frente Amplio de cara a una nueva instancia electoral. Exactamente lo mismo reclamó el ex presidente Vázquez en sus últimas apariciones públicas, por ejemplo en el acto por el aniversario 42 del Frente Amplio, el pasado 5 de febrero.

“La primera clave es la unidad. Es el viejo flagelo que ha pulverizado a la izquierda a lo largo de la historia de la humanidad. Siempre la izquierda tiende a autodestruirse, el problema más grave es la unidad, y lo que hay que señalarle a las nuevas oleadas de militantes es eso: el valor que tiene la unidad. Y ese valor es aprender a andar juntos con diferencias, porque naturalmente que hay identidades que son distintas, pero eso tiene un valor fenomenal”, dijo Mujica en la entrevista con El Correo Socialista, que fue hecha precisamente el 5 de febrero.

AUTOCRÍTICA. Mujica fue consultado acerca del balance que hace de su gobierno luego de tres años de gestión. Dijo que su principal autocrítica es “haber sido muy bueno al principio”.

“Quise ayudar a que se construyera una concordia nacional en todo lo posible y fue como engordar chancho con galletitas. Mi composición idealista fue pensar: somos cuatro gatos locos, no puede ser que no podamos encontrar diez, doce cosas importantes y acordar para no tener un país fracturado por esas cosas. Y no se pudo. No se pudo porque lo importante es el asiento, y la pelea no es por ideas es por el asiento. Entonces nos miran y piensan: como están estos advenedizos, que se quedaron con los cargos, que están acá. Resultamos insoportables”, comentó.

Respecto a las obras que concretó en sus tres años de gobierno, en comparación con los anuncios que hizo al comienzo, Mujica reconoció que no hay muchas cosas en el debe.

“En eso soy bastante realista. Yo no me encontré con un partido muy difícil que no supiera que iba a tener trabas, no te olvides que fui ministro, es decir que ya hice un curso preparatorio. No marcharemos a 100 kilómetros, marcharemos a 30, pero marcharemos”, dijo el presidente.

ARGENTINA. Al finalizar la entrevista, le preguntan a Mujica por la relación con Argentina. “Misión imposible”, dice el presidente, y se ríe.

“Tienen ese glorioso pueblo argentino que le hagan lo que le hagan siempre viene y al que le tengo un cariño bárbaro. Pero como en la Argentina son todos peronistas, aún los que no son peronistas son peronistas, trabajan en claves difíciles de entender para nosotros”, advirtió Mujica.

Dejá tu comentario