Nacional

"Hay 530 infractores, pero deberían estar presos sus familiares"

Así opinó Lucía Topolansky en Salto. Allí, aventuró que una eventual aprobación de la baja de imputabilidad traería más delincuencia adolescente e infantil

 

Hay 530 menores infractores en el país, pero muchos de ellos no deberían estar presos y en su lugar deberían estarlo sus padres o familiares más inmediatos, dijo ayer la senadora frenteamplista, Lucía Topolansky.

"Estos chiquilines tienen contextos muy problemáticos. A veces uno se pregunta quién tiene que estar preso, si el pibe o la familia, porque no lo ayudan, e incluso más bien es al revés", comentó la dirigente al diario El Pueblo. "Muchos tienen familias muy desintegradas, y mucha violencia, que desde niño absorbieron”, agregó.

La primera dama se presentó en Salto para participar de una charla organizada por el Centro de Estudiantes de Ciencias Sociales de la Regional Norte, perteneciente a la Universidad de la República.

Allí señaló que hay que "trabajar socialmente" con los menores infractores, en vez de acudir a la baja de la imputabilidad de los 18 a los 16 años.

"Nuestros asesores nos dicen que bajar la edad no mejora las cosas. Por el contrario, veremos más niños delinquiendo", dijo la legisladora del MPP.

“Hay que reconocer que hay inseguridad si nos comparamos con nosotros mismos hace unos años para atrás, pero si nos comparamos con el resto de Latinoamérica somos el país más seguro, por eso es bueno poner los parámetros de las cosas”, reflexionó. 

Dejá tu comentario