PRÓXIMO VIVO 12:25HS
RECIBÍ EL NEWSLETTER

Cuatro años de reclusión para menores asesinos de La Pasiva

Esa fue la sentencia que dictó el juez Allen Denby. El fiscal Gustavo Zubía apelará el fallo, quiere pena máxima de 5 años. Ambos menores sonrieron en el juzgado.

02 de agosto de 2012, 16:56hs

 

Los dos menores que asesinaron al empleado de La Pasiva de 8 de Octubre y Manuel Albo, a fines de abril de este año, fueron condenados a cuatro años de reclusión en el INAU por el juez de adolescentes Allen Denby.

El fiscal del caso, Gustavo Zubía, apelará el fallo. El magistrado había pedido la pena máxima de cinco años e insistirá con ella.

Los dos menores procesados y ahora sentenciados estuvieron presentes este jueves en el Juzgado de 1° Turno de Adolescentes y según supo Subrayado, ambos sonrieron e hicieron comentarios irónicos durante la comparecencia a la sede judicial.

El fiscal Zubía reclamará que se revise la sentencia y que la condena llegue al máximo posible para un menor de edad (cinco años), atendiendo "la especial gravedad del caso", dijo el profesional en el juzgado.

Consultado por Subrayado, Zubía cuestionó a los legisladores que "a dos meses de lo ocurrido aún no aprobaron los cambios al Código de la Niñez y Adolescencia".

REPERCUSIONES POLÍTICAS. El asesinato del empleado de La Pasiva, ocurrido el sábado 12 de mayo, provocó indignación en la ciudadanía por la frialdad del homicidio y porque la víctima, Gastón Ramírez (35 años) no opuso la más mínima resistencia. Hernández tenía cinco hijos (dos de ellos mellizos de ocho meses).

De inmediato la oposición política al gobierno reclamó penas más duras para los delincuentes menores de edad. El gobierno del Frente Amplio se hizo eco de esos reclamos y promovió un endurecimiento de las penas para los adolescentes de 15, 16 y 17 años.

Tras varias semanas de discusión interna, con los legisladores del Frente Amplio, el gobierno desistió de la propuesta original de duplicar la pena máxima, llevándola a 10 años, y envió un proyecto de ley al Parlamento que establece sí una pena mínima de un año para los adolescente que comentan delitos graves, como homicidio, copamiento, secuestro, violación y rapiña.

Esto busca impedir que a los pocos meses de internados en el INAU salgan en libertad, como ocurre actualmente.

Pero en el Parlamento recién se comenzó a discutir este proyecto de ley. Por eso el fiscal Zubía se manifestó "alarmado por la demora del trámite legislativo".

Con la legislación actual y una pena de cuatro años, los autores del asesinato en La Pasiva pueden pedir la libertad anticipada cuando cumplan dos años de reclusión. Incluso al año pueden solicitar salidas transitorias.

INSTIGADORA. Una ex empleada de La Pasiva fue procesada como cómplice de homicidio. La Justicia comprobó que fue quien dio datos a los adolescentes sobre la ubicación del dinero y quienes estaban en La Pasiva en la madrugada.

El juez penal Alejandro Guido entendió que la mujer "instigó" a los adolescentes a matar al encargado del local de comidas (no al planchero que terminó muerto) y que además les dio datos de la cantidad de dinero que habría en el momento de la rapiña. 

Dejá tu comentario