Toque de queda por sexto día consecutivo en Santiago de Chile

Las Fuerzas Armadas de Chile lo decretaron ante las extendidas protestas y saqueos.

Chile enfrenta este jueves una nueva jornada de manifestaciones tras un estallido social que suma 18 muertos y que no cede.

La Central Unitaria de Trabajadores (CUT) y una veintena de organizaciones sociales llamaron a una segunda jornada de paralización este jueves.

Durante la noche, en el quinto día de toque de queda, los disturbios se calmaron en el centro de Santiago aunque en la periferia la situación seguía tensa, con saqueos e incendios.

En la región de Valparaíso se produjeron ataques a casetas de peajes en la ruta que la une con Santiago, mientras que manifestantes bloqueaban importantes autopistas en la región de la Araucanía (sur).

El anuncio de una batería de medidas del presidente Piñera el martes parece no haber surtido el efecto deseado. A pesar de que el mandatario informó sobre un plan para reducir paulatinamente la cantidad de horas, este jueves se decretó un nuevo toque de queda.

La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos envió hoy una misión de investigación para verificar denuncias sobre violaciones a los derechos humanos.

Michelle Bachelet, quien fue por dos veces presidenta de Chile, reclamó investigaciones independientes, imparciales y transparentes sobre las "preocupantes denuncias" de un uso excesivo de la fuerza por parte de fuerzas de seguridad y el ejército.

Los ministros de Defensa y Justicia dijeron que militares actúan para proteger los derechos humanos de los chilenos, no para violarlos.

Agregaron, son "seres humanos, pueden existir casos donde hayan actuaciones que se salieron de los protocolos que tenemos establecidos" y son las mismas Fuerzas Armadas las primeras en investigar cuando algún funcionario no cumple su misión.

El último reporte del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) contabiliza, 535 personas heridas -239 de ellas por armas de fuego- y 2.410 detenidos. En siete días desde el inicio de la crisis social suman 18 muertos.

El Instituto ha presentado cinco denuncias por homicidios ejecutados por carabineros o militares y ocho por violencia sexual, de las 46 que en total ha interpuesto derivadas de la crisis.

Dejá tu comentario