Mujer se trabó en lucha con su expareja; salvó su vida y la de su actual novio

Atacante llevaba una escopeta. Fue detenido y la jueza lo condenó a 150 días de prisión preventiva por intento de homicidio especialmente agravado. Tenía un procesamiento anterior por violencia doméstica

La justicia de Dolores dictó 150 días de prisión para R.A.M.F., de 58 años, por un delito de intento de homicidio especialmente agravado de su expareja, una mujer de 32 años.

Se comprobó además que tenía la intención de matar al hombre con que el salía su expareja, un empresario local.

Según se supo, RAMF -constructor de profesión- pagaba a personas de su confianza para que fueran sus informantes.

Algunos testigos que declararon ante la jueza Gabriela Tuberosa admitieron que el hombre les daba dinero para que hicieran seguimiento de la mujer, qué hacía, con quién se reunía.

La relación había terminado hacía tiempo, pero el hombre no se resignaba.

En 2015, RAMF había sido proceso por violencia doméstica, pero -según el portal Agesor- se le dio el beneficio condicional de la pena. Hacía seis meses que tenía una restricción de acercamiento a la mujer.

En los últimos meses el hombre había tenido que ser sometido a una delicada operación cardíaca.

Sin embargo, el viernes rompió el cerco legal y se presentó en la casa de la mujer con una escopeta de caño recortado. Allí se encontraba ella con su actual pareja.

La mujer se trabó en lucha con su agresor y logró forcejear por el arma. RAMF logró huir antes que llegarán los patrulleros policiales.

El más cercano estaba a dos cuadras, por lo que permitió una rápida respuesta.

Posteriormente, un equipo de ocho policías salió a buscarlo en tres domicilios diferentes, entre ellos el de la madre del atacante. Allí logró detenerlo un equipo de Grupo de Respuesta Táctica.

En el fondo de la casa encontraron una mochila con balas, un machete, bolsas plásticas, precintos y una soga.

Dejá tu comentario