Nacional

Hermida se defiende de las acusaciones por lavado de activos

El financista procesado en 2014 cuestionó el procedimiento policial que, dice, intentó vincular al exdirector de DGI con lavado de activos.

El financista y contratista de fútbol, Sergio Hermida, vinculó a varios oficiales de Inteligencia con un presunto boicot contra el entonces director de Impositiva, Pablo Ferreri, y asegura que tras no lograrlo lo tomaron a él como chivo expiatorio.

Hermida fue procesado en junio de 2014. Se le imputó el delito de lavado de activos, vinculado al narcotráfico peruano. A fines de 2015, la justicia aceptó que pasara a cumplir prisión domiciliaria.

Desde que salió de prisión, se llamó a silencio y no habló públicamente hasta este viernes cuando fue entrevistado por Subrayado, donde denuncia el accionar de José Colman y sus colaboradores.

Esta semana, el ex director de Inteligencia y tres oficiales declararon ante la jueza Fanny Canessa, por un presunto boicot frustrado contra el actual subsecretario de Economía y Finanzas, Pablo Ferreri, cuando estaba al frente de la DGI.

“Tuve mucha presión para indicar, por parte de (Leonardo) González (exjefe del Departamento II de Inteligencia), de que (Pablo) Ferreri era empleado mio o trabajaba para mi”, aseguró Hermida.

El financista reconoció que Ferreri trabajó para él en su rol de contador. “No tuvo nada que ver en nada, (Ferreri) es una persona honesta, intachable”, aseveró.

Hermida afirmó haber sido inducido “a negociar alguna cosa” en la que no tuvo participación “para que Ferreri fuera detenido”; a lo que él se negó.

“Pablo (Ferreri) no tenía nada que ver con lo que estaban investigando”, subrayó. “Lo querían vincular de una manera feroz, demasiado agresiva. Cosas que no las considero normal en un procedimiento”, agregó.

Hermida contó que cuando denunció el accionar de Colman, fue amenazado por cinco policías en la puerta de su casa. “Me parece que la policía actuó deshonestamente y quiso vincular a Ferreri en algo que no tenía nada que ver”, reiteró.

“Engañaron al fiscal (Juan) Gómez y al juez (Néstor) Valetti. Quiero creer que (Gómez y Valetti) actuaron en forma correcta y se comieron estas burdas mentiras. Quiero creer eso, quiero seguir creyendo en la justicia”, concluyó.

Dejá tu comentario